El Ayuntamiento de Torrevieja no consigue localizar la empresa del sobrino de Cotino y se ve obligado a tener que publicar en el B.O.P. el anuncio de notificación de iniciación del expediente para la incautación de la fianza depositada en su día para la ejecución de las obras de la Calle Caballero de Rodas, cuyo coste fue de 3,4 millones de Euros y que sen el año 2009 se financiaron con fondos del PlanE del Gobierno Zapatero.

A los seis años de la adjudicación de las obras y tras la ejecución de la monumental chapuza, que por sus numerosos fallos y deficiencias obligó a tener que levantar y retirar todo el adoquinado de la calzada para proceder a cambiarlo por un asfaltado común, además de los otros muchos desperfectos que hacen que la calle sea prácticamente intransitable cuando caen cuatro gotas de lluvia y que acumula numerosas caídas y accidentes de viandantes, el Ayuntamiento de Torrevieja no ha podido todavía contactar con los administradores de la empresa de los Cotino para comunicarles que va a proceder al embargo de la fianza por incumplimiento del contrato.

Este considerable retraso contrasta con la prontitud y celeridad con la que los responsables políticos del P.P. del Ayuntamiento de Torrevieja pagaron y abonaron las certificaciones a la empresa de los Cotino, sin que ninguno de ellos reparara en el desastre de obra que se estaba ejecutando, pese a tener perfecto conocimiento del abandono de varias de las subcontratas y de las reclamaciones por impagos de los proveedores, algunos de ellos de Torrevieja, así como de las quejas planteadas por vecinos y comunidades de propietarios afectados por graves irregularidades en la ejecución de las obras.

Ante tanto desastre y despropósito, lo único que se ha podido intentar recuperar ha sido parte del aval depositado como garantía de las obras, que en caso de tener que arreglar adecuadamente el desaguisado no cubriría ni la décima parte de los desperfectos, que como viene siendo habitual en la gestión que el P.P. viene desarrollando en el Ayuntamiento de Torrevieja, tendrá que ser amortizado con cargo al presupuesto municipal, o lo que es lo mismo, de los impuestos que pagamos todos los contribuyentes.

Lo triste del asunto, es que no se trata de un caso aislado, sino de otro capítulo más de la política de saqueo al que han estado sometidas las arcas municipales tras todos estos años de abuso y de corrupción, con el único objetivo de beneficiar a un reducido grupo de golfos de la política y de empresarios sin escrúpulos, mientras se empobrecía a la mayoría de la población, generando gran dolor y sufrimiento entre los más débiles de nuestra sociedad.

A todo esto, muchos de Vds., se preguntarán: ¿cuando van a poder utilizarse los 40 contenedores soterrados de la basura que se encuentran precintados y sin poder prestar servicio en la calle Caballero de Rodas y adyacentes?, pues muy sencillo, cuando se le pague lo que se le debe al pequeño empresario que contrató su suministro e instalación con la empresa de la familia de los Cotino, y eso lo sabían y tenían perfecto conocimiento en el Ayuntamiento de Torrevieja antes de liquidarle el pago de todas las certificaciones a Sedesa, pero no se hizo ni puñetero caso, porque quien manda manda, y estamos hablando de personajes que pesan mucho en el P.P. valenciano, ahora finalmente imputados en relación con varios de los escándalos de corrupción que han sido la seña de identidad de la gestión de los populares a lo largo y ancho de la Comunidad Valenciana.

Load More Related Articles
Load More In Noticias

Check Also

Jornada de limpieza en la Vía Verde

El próximo sábado 14 de noviembre, Los Verdes harán un recorrido por …